Conversacion en la Catedral / La Tía Julia y el Escribidor

timer 1min.

Dos joyas absolutas de mi época favorita de Vargas Llosa. Los leí muchas veces, la primera en la adolescencia, y ambos transmiten increíblemente bien la bohemia intelectual de la región en los sesenta, la sensación de esas noches de bares e ideales, el desprendimiento de ciertas obligaciones que uno siente el placer de ignorar entre los 18 y los veintipico. Además tienen personajes inolvidables, que son muy cercanos para nosotros. De los libros que más quiero.